Ahora leyendo
Un ermitaño amable, Vladimir Sersa en el Museo de Arte Popular de Petare

Un ermitaño amable, Vladimir Sersa en el Museo de Arte Popular de Petare

Angelica Piñango
Un ermitaño amable

La mayoría de los artistas dedicados a trabajar en el mundo de la fotografía se sienten un poco incómodos al conceder entrevistas, situación totalmente comprensible, ya que las imágenes son sus palabras. Acostumbrados a estar del otro lado de la cámara hacen algunas muecas al ser ellos el motivo del enfoque. El Maestro Vladimir Sersa no es la excepción a esta regla, ya que, quienes tuvieron el honor de conocerle, le describen como un caballero de tímidas expresiones y mirada ingenua. Un ermitaño amable, es el nombre con el que fue bautizada la muestra a través de la cual se le rinde un merecido homenaje a su trayectoria en el Museo de Arte Popular de Petare Bárbaro Rivas.

Un ermitaño amable, Vladimir Sersa en el Museo de Arte Popular de Petare
Un ermitaño amable, Vladimir Sersa en el Museo de Arte Popular de Petare

El trabajo fotográfico que fue capturado por sus ojos claros reflejan gran sensibilidad y humildad, con sus 1.87 metros de estatura a muchos se les dificulta detectar la fragilidad de su alma creadora. Sersa nació en 1946 en Trieste, Italia, es hijo de padre italiano y madre eslovena. Luego de la depresión europea inmediata a la segunda guerra mundial, la familia de Vladimir llegó a Venezuela. Él contaba con nueve años. Su contacto con la fotografía comenzó por casualidad: con una pequeña cámara que, de niño, encontró en casa. Ya joven, en la década de los setenta, prefirió la cámara a los estudios de química en la universidad.

Un ermitaño amable
Museo de Arte Popular de Petare

Más adelante Sersa entró a un trabajo colectivo con un grupo de colegas fotógrafos y comenzó a viajar por el país, la gran mayoría de sus fotografías han sido exhibidas en ciudades como La Habana, Llubiana (Slovenia), Nueva York, México DF, Québec o Montreal, Milano, Caracas, Mérida o Maracay. En ellas, casi todas en blanco y negro, aparece un tema recurrente: la desolación, que dio título a una de sus series más importantes: Por aquella desolada patria, fruto de un recorrido que le llevó, durante varios años, por el interior de Venezuela y en el que fue descubriendo las formas que adopta la desolación en este país: el abandono y la falta de memoria.

Museo de Arte Popular de Petare

Vladimir no manifiesta rechazo frente al auge de la tecnología digital: “Los conocimientos siempre son importantes respecto a lo que vayas a hacer, sea en formato digital o con película, con negativo… y la concepción visual de lo que vayas a tomar. Yo sigo trabajando con mi cámara tradicional, pero quiero comprarme una cámara digital”. Respondía el artista a una entrevista realizada por Lola Mendoza para la Revista Antesala, 2006.

Petare

Sobre el Museo de Arte Popular de Petare Bárbaro Rivas

Creado por iniciativa de la Comisión de Educación y Cultura del Concejo Municipal de Sucre, en el estado Miranda, el Museo de Petare abre sus puertas el 22 de enero de 1984 en una casa de interés patrimonial adquirida y rehabilitada para tal fin, para dedicarse a las Artes Visuales en general. Por ser Petare lugar de nacimiento del pintor Bárbaro Rivas y de la primera exposición de Arte Popular de Venezuela -abierta en 1956-, y dada la tradición de salones de pintura ingenua organizados por la municipalidad desde 1980, en 1986 se le da su actual perfil de dedicación a esta corriente del arte venezolano, cuando pasa a formar parte de la Fundación Cultural José Ángel Lamas, institución actualmente adscrita a la Alcaldía del Municipio Sucre.

Un ermitaño amable
Vladimir Sersa Zvab recibió el Premio Nacional de Fotografía en el año 2019

A partir de 2001, por decreto de la Cámara Municipal, pasa a llamarse Museo de Arte Popular de Petare Bárbaro Rivas, en reconocimiento al insigne artista petareño. Con 30 años de trayectoria institucional, de los cuales 28 están dedicados al Arte Popular, el Museo ha realizado más de 200 exposiciones, entre aquellas efectuadas en sede, extramuros e itinerantes y posee numerosas publicaciones entre catálogos, dípticos y guías didácticas.

Ver también
Pintura del Ávila

Con su acción cultural a través de investigaciones, exposiciones y difusión de artistas mediante sus Salones de Pintura Ingenua, concursos, y la Bienal de Arte Popular Bárbaro Rivas, el Museo ha logrado alcance nacional. Con la Octava edición de su Bienal, la Institución inicia su cobertura internacional. El cumplimiento de objetivos a través del tiempo ha sido posible gracias al apoyo de instituciones públicas y privadas, coleccionistas y en especial de la Sociedad de Amigos del Museo de Arte Popular de Petare. Paralelo al inicio del museo, surge la idea de contar con una pequeña tienda dentro de sus instalaciones donde ofrecer parte de las obras representativas del Arte Popular.

La Sociedad de Amigos del Museo de Arte Popular de Petare, una institución creada en 1990 para colaborar en la divulgación de la obra de los artistas populares y apoyar en la consecución de los objetivos del Museo de Arte Popular Bárbaro Rivas, recibe las obras que artistas/coleccionistas dejan bajo consignación y las colocan a la venta en la tienda. Esta institución vela que con la recepción del 30% de cada obra vendida se mantengan las actividades de apoyo al Museo y a los artistas.

    Para mayor información pueden visitar: https://es-la.facebook.com/MuseodePetare/

¿Cuál es tu reacción?
Confuso
0
Divertido
0
Me encanta
0
Me gusta
0
Sorpresa
0
Ver comentarios

Dejar una Respuesta

Tu correo electronico no sera publicado.

SUBIR AL INICIO
¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!
X