Ahora leyendo
Diablitos Underwood y sus más de 120 años

Diablitos Underwood y sus más de 120 años

Desde el mismo momento en que “pisó” tierra venezolana, hace más de 120 años, Diablitos Underwood comenzó a transitar un camino de éxitos que rápidamente le mereció un destacado lugar en el mercado nacional. Su calidad y su exótico sabor lo convirtieron en un producto que revolucionó el gusto culinario de los venezolanos.

Todo comienza en 1820 cuando el inglés William Underwood establece un negocio de condimentos y conservas en frascos de vidrio en Estados Unidos. Luego en 1868 Es inventado Diablitos en Estados Unidos y lo llaman Underwood Devil Ham, y para febrero de 1896 llega a Venezuela a través de Puerto Cabello el primer embarque con Diablitos, para marzo se encontraba en las principales ciudades del país.

Los avisos publicados en esa fecha por algunos de esos establecimientos mencionan la existencia de Diablitos junto a productos dirigidos a las clases más altas de la sociedad urbana venezolana como el aceite italiano, el caviar ruso, las sardinas trufadas, las macarelas en aceite, entre otros, cuenta el libro El inmigrante que transformó la mesa del venezolano, publicado por la empresa General Mills en 2014.

Cuando Underwood Deviled Ham (Traducido en la etiqueta original como Jamón del Diablo) empezó a distribuirse en Venezuela, se encontraba en el mismo nivel de precios del caviar ruso, el salmón ahumado de Noruega, la langosta y las trufas.

diablitos

Sin embargo, esta situación cambia con el avance de la década de los veinte, como lo evidencia un aviso desplegado publicado en el periódico El Nuevo Diario, en 1926, el cual se ilustra con el dibujo de una lata destapada del producto y una mano femenina sosteniendo un emparedado hecho con pan cuadrado y Diablitos.

El texto es encabezado por el título ‘Jamón que sabe a Jamón’ y cierra con la frase ‘Jamón del diablo’ (Underwood Deviled Ham). Se trata de un aviso evidentemente dirigido al público en general y no a un sector selecto de la sociedad. De modo que Diablitos comienza a popularizarse, a deslastrarse de la imagen elitesca que había adquirido desde su llegada al país y pasa, así, de lo ‘exquisito eventual’ a lo «delicioso habitual», se lee en la biografía de la marca.

En 1956, el grupo de empresarios que distribuye Underwood Deviled Ham compra la franquicia a la empresa norteamericana propietaria y la rebautiza como Diablitos Underwood. El 26 de julio de 1960 se constituye la empresa Diablitos Compañía Anónima (DIVECA, C.A) y el 9 de febrero de 1961 empieza a funcionar en Cagua, estado Aragua, la planta de producción de Diablitos Underwood, con materia prima y mano de obra venezolana.

De tal forma, que luego de un poco más de 65 años, este alimento deja de ser un producto importado, para élites y con acento norteamericano a uno criollo y de consumo masivo. Esta integración fue facilitada desde la publicidad.

“Siempre se vendió como una comida que podías llevar para todos lados. Con el tiempo se hizo el abre fácil para la lonchera. Antes le hacías al niño el sanduchito, pero ahora le enviabas las galletas o pan y el diablito y el chamo lo armaba. Recuerdo que hicimos una campaña dirigida a los niños que estaban en el colegio. Todos nuestros empleados querían trabajar en estas campañas porque era divertido. De hecho, esa era una de nuestras líneas, la diversión. Decir que con Diablitos se hacían amigos, por ejemplo. La otra era la tradición, mostrarlo como un alimento que venía de tus abuelos”, profundiza Gloria Chibás, presidenta de Depp Saatchi & Saatchi, empresa de publicidad que maneja la popular marca desde hace 30 años.

En efecto, es difícil encontrar en Venezuela un producto que pueda resumir la evolución del mensaje publicitario. Del aviso desplegado en la prensa a las redes sociales, Diablitos Underwood posee una historia muy rica en cuanto a frases y slogans utilizados.

Ver también

“Invitados encantados con estos emparedados. Hay que ver cómo deleitan los emparedados, bocadillos y canapés hechos con jamón del Diablito Rojo, la exquisita pasta de jamón superior famoso en el mundo entero. Sírvalo a diario, en su propia casa, como entremés. Exija el producto legítimo» se lee en un aviso publicado en el Diario Ahora, el cuatro de abril de 1940. Allí puede verse el estilo que definiría a la marca, muy similar al actual y por primera vez se observa el uso de “Diablito”, como una respuesta al mote que ya era popular en la calle.

En 1963, Diablitos debuta en la televisión. Le encargan a Aníbal Abreu el jingle comercial. El músico y compositor fue el director musical del programa Lo de hoy, que conducía Renny Otolina en Radio Caracas Televisión. Luego trabajó 26 años en Venevisión y fue el autor de la famosa marcha que escuchamos en cada evento clave para la sociedad venezolana. Fundador de SACVEN, creó el pegajoso y trascendental “Diablitos Underwood, la mejor forma de comer jamón”.

Han existido intentos claros de generar productos que compitan directamente, pero el nombre que terminó convirtiéndose en genérico es Diablitos, y eso es un activo de marca que cualquiera envidiaría.

DIVECA fue comprada por Pillsbury Company, compañía norteamericana de alimentos en 1997 y General Mills, corporación de alimentos procesados norteamericana, adquiere Pillsbury Company en 2001.


Información tomada de elestimulo.com y su propia página web.

¿Cuál es tu reacción?
Confuso
0
Divertido
0
Me encanta
0
Me gusta
0
Sorpresa
0
Ver comentarios

Dejar una Respuesta

Tu correo electronico no sera publicado.

SUBIR AL INICIO
La Guía de Caracas
X